Skip to main content

Toma asiento en

EL TREN DE RAUMA

La línea ferroviaria de Rauma ha sido reconocida como una de las más bonitas de Europa.

“Este es uno de mis viajes en tren favoritos”.

“Cuando era pequeño, me dejaron sentarme en la cabina del tren de Rauma, a la derecha del conductor”.

“Nunca olvidaré esa experiencia. ¡Y tampoco las increíbles vistas que tuve desde allí!”

Erik Sveberg Dietrichs, autor de Togferie (en español, "Vacaciones sobre raíles")

A pesar de ser una de las líneas de ferrocarril más cortas de Noruega, el recorrido que hace el tren de Rauma es espectacular.

A lo largo de la hora y cuarenta minutos que dura el viaje, el tren te lleva por las montañas agrestes que rodean la localidad de Dombås hasta el magnífico fiordo en Åndalsnes.

Toma asiento, agudiza bien la vista por las ventanas panorámicas y disfruta tu viaje por un paisaje lleno de contrastes.

¡Viajeros al tren!

El tren parte de la estación de ferrocarril de Dombås, en el valle de Gudbrandsdalen.

También puedes comenzar el viaje en la estación de tren de Oslo, tomando el tren de Dovre en dirección al Este de Noruega, que hace una parada en Dombås, donde podrás hacer trasbordo para subirte al tren de Rauma.

El primer tramo te acerca a los pueblos de montaña Lesja y Bjorli.

Como curiosidad podemos contarte que una escena de la película Harry Potter y el misterio del príncipe se rodó en el tren de Rauma, en Bjorli. ¡Es la única escena de la película que se rodó fuera del Reino Unido!

Bjorli alberga una enorme estación de esquí que, además, suele ser una de las primeras en abrir sus puertas en otoño.

Desde la estación de ferrocarril se pueden divisar las instalaciones de esquí. El tren tiene cuatro salidas diarias desde aquí, así que, si te apetece y es la temporada, no olvides meter las botas de esquí en la maleta.

Continuando con el itinerario, a partir de aquí el tren se desliza por el hermoso valle de Romsdalen.

Si te ha dado pereza sacar la cámara de fotos hasta ahora, ¡no pierdas la oportunidad de llevarte un recuerdo en imágenes de este entorno maravilloso!

De hecho, a su paso por las partes más destacadas de este enclave, observarás cómo el tren reduce la velocidad y, al llegar al famoso puente de Kylling, te concede literalmente una parada panorámica para que puedas fotografiar el entorno con la cascada Vermafossen de fondo.

El puente se suspende a 60 metros sobre el río Rauma, de color esmeralda, que discurre paralelo a las vías del tren durante una buena parte del trayecto.

No tengas prisa por guardar la cámara, pues la vía ferroviaria te va a adentrar aún más en el valle.

Pronto te acercarás a la impresionante pared montañosa de Trollveggen.

“Trollveggen es la pared de montaña vertical más alta de Europa. Las vistas desde el tren sobre esta formación rocosa son magníficas”.

Erik

El último tramo del recorrido ferroviario desfila rodeado de impresionantes montañas.

¡Bienvenido a Åndalsnes!

...y al fiordo.

En la capital noruega del alpinismo te esperan nuevas aventuras.

La estación de ferrocarril se encuentra a unos pasos de la parada inferior de la telecabina de Romsdalen.

Con una longitud de 1.679 metros, la telecabina se eleva desde el fiordo para sobrepasar toda la ladera de la montaña.

¡Las vistas no tienen desperdicio!

Ya en la cima, sigue disfrutando de este enclave idílico mientras deleitas tu paladar en el restaurante Eggen.

Desde aquí, recréate disfrutando de una panorámica completa del fiordo y de estas majestuosas montañas.

Para hacer el camino de vuelta, toma de nuevo la telecabina o, por qué no, anímate a hacerlo andando.

El famoso mirador de Rampestreken, que queda por debajo de la telecabina, es fácilmente accesible tras un corto paseo. ¡La panorámica desde aquí merece una nueva instantánea!

Aprovecha estas increíbles ofertas

Los trenes de larga distancia de Noruega te llevan a todos los rincones del país.

Páginas visitadas recientemente